No te certifiques en Scrum

Si quieres un Ferrari, pero sólo compras la carrocería y la pones encima de un coche de caballos, créeme, no vas a tener un Ferrari. Algo parecido pasa con la adopción de metodologías ágiles por grandes, y no tan grandes, empresas. Ven el éxito de otras empresas y creen que con copiar el aspecto superficial, lo que se ve desde fuera, van a conseguir los mismos resultados. Y empiezan a pagar cursos y costes de certificación para algunos de sus empleados. Y ahí se quedan, esperando a que sea suficiente.

Pero la adopción de una metodología ágil requiere un cambio cultural de toda la organización. Cierto que no se puede cambiar de la noche a la mañana, pero el objetivo último debe ser la adopción a todos los niveles de la empresa, no sólo en un par de departamentos. Parafraseando a María Loreto:

La Agilidad se aprende en la práctica y se enriquece con la teoría. No al revés.

ferrari en coche de caballos

Danos tu opinión

Tu email no será hecho público. Los campos con (*) son obligatorios.

*

*


5 + one =